Aunque es cierto que conviene no pensar mucho en lo malo que puede pasar, ocurre que a veces parece un poco optimista el empecinamiento de algunos en vivir en bombas de relojería. Un claro ejemplo de ello son esos millones de personas que viven en ciudades famosas por ser grandes epicentros sísmicos, como si el riesgo a un superterremoto fuera un extra asumible por las otras ventajas de ese lugar (vease San Francisco, Tokio…) Algo aun más impresionante, por el hecho de estar contemplándolos a diario con sus bocas humeantes son los mas de 500 millones de personas que viven cerca de volcanes activos; algunos dicen que esos lugares emanan una energía especial, y no lo decimos con doble sentido.

Sea como sea, aunque esperamos que nunca se repitan o sucedan las que vaticinan los expertos y agoreros muchos destinos conocidos están entre los lugares con mayor riesgo, por el simple hecho de la curiosidad (sin morbo) que nos ha llevado ha confeccionar esta lista, os mostramos 11 de los destinos conocidos más proclives a sufrir una catástrofe.

Siguiente página
Compartir